Sonda Echoes: En conquista del espacio (¡o casi!)

El propósito del proyecto ECHOES es lanzar un globo sonda con diverso material electrónico a la estratosfera, a unos 35.000 metros de altura aproximadamente (un avión comercial vuela sobre los 10.000 metros), para grabar en video de alta definición todo el vuelo y así obtener increíbles imágenes de nuestro planeta, ahí donde se ve la curvatura de la tierra.

Boceto simple de lo que será la Sonda ECHOES

Y como plus, aprovechando el ‘viaje’, calcular temperaturas mínimas y máximas durante todo el vuelo, además de todo lo que implica realizar este proyecto, aprender y pasarlo bien.

A estas alturas, la sonda será sometida a temperaturas de hasta -60ºC, los aparatos electrónicos tales como la cámara, GPS o termómetro tienen un alto rango de trabajo a bajas temperaturas, pero las baterías de Li-Ion (larga duración) se descargan fácilmente con el frío, es decir, una cámara que usa baterías de Li-Ion grabando a -60ºC, sin hacer cálculos, no duraría ni 10 minutos antes que se descargue por completo la batería.

Por esto es crítico asegurarse que la sonda esté protegida de estas temperaturas, ya que la recuperación de la sonda se basa en un localizador GPS, si éste aterrizara con la batería descargada sería difícil recuperar la sonda, más allá de tener predicciones de aterrizaje. Además la cámara no grabaría todo el trayecto, o el termómetro no alcanzaría a registrar todas las temperaturas.

Caja de polietileno, moldes de polietileno extruido, esponjas y manta térmica serán las encargadas de proteger el material electrónico, o al menos aumentar las probabilidades de duración.

La sonda ECHOES se impulsará por un globo de látex bastante grande, inflado con Helio, de unos 3 metros de diámetro en tierra. Se soltará el globo junto con la sonda, e irá ascendiendo hasta el punto en el que el globo explote (unos 10 metros de diámetro), y comience el camino de regreso. Aquí entrará en juego el paracaídas para desacelerar un poco la caída aunque se calcula una velocidad de descenso de unos 15 m/s.

Mediante pronósticos de vientos atmosféricos, cantidad de Helio utilizado, tipo de globo, y peso de la sonda se puede predecir (jamás a ciencia exacta) por donde aterrizará, y reforzar la captura con un GPS Tracker, siempre y cuando no caiga en una montaña o una zona oscura de red móvil.

Te invito a que sigas de cerca este proyecto, pues sólo es el primero. Se lanzará en poco más de dos semanas, y cualquier tipo de colaboración es bienvenida!

Más info: www.sondaechoes.com



Por Amazings
Publicado el ⌚ 6 junio, 2012
Categoría(s): ✓ Astronomía