Economía y pseudociencia, por José Luis Ferreira

Economía y pseudociencia

José Luis Ferreira es economista y profesor en la Universidad Carlos III de Madrid. Desde hace cinco años escribe un blog que se titula “Todo lo que sea verdad”. En él escribe sobre todo tipo de cosas, ciencia, moral, economía, política, y otras. Y en todo lo que escribe se reconoce su estilo: preciso, riguroso y conciso.

José Luis acaba de publicar un libro. He dicho libro y debiera quizás decir librito, por su pequeña extensión; se titula “Economía y pseudociencia”. El título puede sonar extraño, pero es que José Luis tiene la “extraña” pretensión de que la economía es una ciencia y como tal ha de tratarse. Por esa razón no resulta raro que en el título del libro figure la palabra “pseudociencia”. De hecho, el título expresa una oposición, la que existe entre el consenso académico en el campo de la Economía, por un lado, y los lugares comunes erróneos, tesis sin ninguna justificación empírica, propuestas sólo basadas en prejuicios, políticas públicas dictadas por intereses electorales cortoplacistas y, en general, afirmaciones que no soportan el más mínimo contraste. Y todo ello se refiere a asuntos que están de actualidad; unos por culpa de la crisis, y otros porque lo están casi siempre.

En numerosas ocasiones surge la discusión acerca de si la economía es o no es una ciencia. Sostengo que la pregunta no tiene mucho sentido. Creo que lo lógico es aceptar que, al igual que ocurre con otras disciplinas, en el campo de la economía hay problemas que, para ser dilucidados, se puede y se debe actuar de forma similar a como se actúa en esas otras disciplinas, éstas sí consideradas plenamente científicas; y de hecho, así se hace. A los efectos de esta reseña (y en realidad a cualesquiera otros efectos), atribuyo la condición de científicos a los conocimientos que se obtienen a partir de modelos –elaborados, normalmente, sobre bases lógicas o empíricas previas- que son susceptibles de contraste con datos procedentes de la realidad, para ser refutados o, provisionalmente, verificados. No sé hasta qué punto estaría José Luís de acuerdo con esta definición, pero cuando él alude a pseudociencia se refiere, precisamente, a las nociones de economía que circulan en la política, ciertos (minoritarios) ámbitos académicos, medios de comunicación y conversaciones de café, que no cumplen el requisito de haber sido debidamente contrastados. Por lo tanto, las nociones que, efectivamente, sí cumplen ese criterio serían nociones con plena condición científica.

Pues bien, José Luis se ocupa de las nociones pseudocientíficas, y a eso se refiere el subtítulo del librito: “Crítica a las falacias económicas imperantes”. Aunque breve, incluye un buen número de cuestiones, y todas de indudable interés. Empieza refiriéndose a un mal muy extendido en la sociedad española: el anumerismo o analfabetismo numérico; es evidente que si no se manejan las magnitudes y las operaciones matemáticas básicas con un mínimo de corrección y de soltura, es muy difícil acertar si se habla de economía. También aborda errores de concepto, porque hay nociones básicas acerca de las cuales la gente carece del conocimiento o la comprensión debidas, y muchos de esos errores obedecen a sesgos muy arraigados. Algunos errores tienen, incluso, paternidad bien identificada; el autor no la obvia, si es el caso. También se ocupa de narraciones macroeconómicas, -considerando como tales a discursos económicos que solo se sustentan en apriorismos ideológicos y en una serie de deducciones a partir de aquellos-, y de las escuelas, singularmente de la marxista y la austriaca, escuelas que han elaborado sus propias narraciones. La crisis y sus causas no quedan al margen de la lista de temas, como tampoco quedan las cuestiones relativas a las regulaciones (buenas, malas y ausentes), ni unas cuantas cosas más de gran interés.

Como he dicho al principio, José Luis es preciso y riguroso. Se me olvidaba decir que es miembro de la Sociedad para el avance del pensamiento crítico, y que esa condición crítica y escéptica es bastante evidente en sus escritos, y también que es colaborador habitual de Mapping Ignorance, lo que dice mucho de la mirada con la que aborda los temas económicos.

Terminaré diciendo que si nunca has leído un libro sobre economía, este es el primero que debes leer, sobre todo si andas mal de tiempo. Y digo más, si no eres economista y te interesan los asuntos relacionados con la forma en que se rige la economía de nuestras sociedades, el opúsculo de José Luis es de lectura muy recomendable. Que sea breve es, en ese sentido, una virtud; se lee muy rápidamente. Espero, no obstante, que esta no sea su única producción bibliográfica y que se anime a ampliar esta obrita, desarrollando de manera más extensa los temas aquí tratados e incorporando nuevos temas.

Ficha

Autor: José Luis Ferreira

Título: Economía y pseudociencia: Crítica a las falacias económicas imperantes

Editorial: Díaz & Pons

Colección: Modelos para armar

2013, 177 pp.


5 Comentarios

Participa Suscríbete

José Luis Ferreira

Eskerrik asko, Iñako.

Para mi sorpresa, encuentro que es bastante frecuente que me escriban Luis con tilde en la “i”. Sospecho que se debe a que esto es así en otras lenguas romances que, aún con las mismas o parecidas reglas de acentuación, hacen un hiato en lugar del diptongo castellano, lo que hacer necesaria la tilde.

StarshipStarship

Es el caso del gallego, por ejemplo. Suiza en esta lengua se escribe Suíza y pronuncia Su-í-za, no Sui-za.

2 Trackbacks

[…] Ferreira, José Luis: Economía y pseudociencia: crítica a las falacias económicas imperantes. Madrid: Díaz & Pons (Modelos para armar), 2013, 177 págs. Resumen. […]

Deja un comentario

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio
Obligatorio

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>