¿Podría un humano de hace 40.000 años estudiar una carrera?

Ilustración: Mónica Lalanda (Naukas)
Ilustración: Mónica Lalanda (Naukas)

La pregunta suena un poco rara así, a bocajarro, pero despertó hace unos días un debate tan interesante en la lista interna de Naukas que hemos pensado que sería buena idea compartirlo. Todo empezó por una de las muchas preguntas con las que Fernando del Álamo (@omalaled) nos asalta de vez en cuando. Hablando con una compañera de trabajo, nos contaba, había surgido el tema de la evolución del cerebro y ambos se preguntaban si se ha detectado algún cambio en los cerebros en las últimas generaciones como mayor inteligencia o capacidades cognitivas diferentes. Incluso iba más allá: “Si tomáramos un hombre de hace 1.000 años, otro de hace 2.000 años, y así sucesivamente, ¿podría seguir una enseñanza universitaria?”, preguntaba.

Yo fui uno de los primeros en aventurarme a responder a la última cuestión, en función de lo que he leído sobre el tema y le contesté de forma rápida y quizá un poco inconsciente: “Nuestros cerebros no se diferencian sustancialmente de los hombres de hace unos 40.000 años, la configuración básica es igual y podrían estudiar perfectamente una carrera”. Pero no todos en ese foro compartían mi punto de vista. Juan Ignacio Pérez (@uhandrea) fue el primero en introducir los matices interesantes y señaló que no tenemos elementos para saberlo con certeza. “Yo no creo que podamos decir que un tipo de hace 40.000 años podría estudiar una carrera. No lo sabemos. Me inclino a pensar que no podría”, escribió. En su opinión, “es muy probable que en los últimos 40.000 años hayan cambiado cosas en nuestro cerebro, y esos cambios han podido modificar sensiblemente la capacidad de aprendizaje”. La transmisión cultural, sostiene, ha podido favorecer el desarrollo de la capacidad para mejorarla y, por lo tanto, para aprender.

Para apoyar su punto de vista Juan Ignacio recuerda la llamada “Teoría de la herencia dual” (Dual inheritance theory), según la cual el comportamiento humano es producto de dos procesos, la evolución genética y la evolución cultural, y ambos se retroalimentan: los cambios en los genes producen cambios en la cultura y viceversa. “Sería una especie de círculo virtuoso. No me atrevo a dar respuestas categóricas, pero si no fuera científico, las daría”, asegura. También cita dos libros sobre el papel de la cultura en la evolución que respaldarían su tesis: ‘Not By Genes Alone’, de Peter J. Richerson and Robert Boyd, y The Secret of Our Success, de Joseph Henrich. Relacionado con esta idea, Xurxo Mariño (@xurxomar) aportó más tarde otra idea al debate. “En la coevolución genético-cultural hay un concepto, el de selección de nicho, que puede aclarar bastante las cosas. Es importante, por ejemplo, para buscar una solución al problema de la evolución del lenguaje”. Este proceso es aquel por el que un organismo altera su propio ambiente y modifica las presiones selectivas. Los humanos modernos, por ejemplo, podríamos haber ido creando las condiciones ideales para que prosperase el lenguaje y esto podría explicar una diferencia en determinadas capacidades en un periodo de tiempo de 40.000 años.

Bebés teletransportados

Llegados a este punto había que refrescar el experimento mental que estábamos haciendo. Francis Villatoro (@emulenews) lo resumía y se ponía del lado de los que piensan que el hombre de hace 40.000 años podría estudiar una carrera como cualquiera de nosotros. “La pregunta de Fernando es si un bebé recién nacido hace 40.000 años, teletransportado en el tiempo por una civilización alienígena hasta Bilbao 1995, criado por vascos residentes en Deusto, sería capaz de graduarse con honores en el UPV/EHU”, resumió. “Obviamente es neurociencia ficción, pero en mi opinión de ignorante sobre estas cuestiones, no veo ningún problema. Incluso si tuviera ciertas taras genéticas (como la intolerancia a la lactosa), hoy en día no supondrían ninguna tara cognitiva”.

Una observación de Miguel García (@milhaud) abrió un nuevo flanco en la discusión. Al hablar de presiones adaptativas que han podido modificar nuestro cerebro recordó que unos Homo sapiens (los occidentales) hemos desplazados a otros, como ocurrió con la llegada de los europeos a América. “Esas presiones adaptativas han permitido que la descendencia de unos grupos u otros llegue a nuestros días (o no)”, planteó. Y pregunta: “¿no puede haber ayudado a mejorar las capacidades de nuestro cerebro para el aprendizaje?”. “Si llevamos tu argumento al extremo, Miguel, podríamos preguntarnos si un indígena del Amazonas podría estudiar una carrera. Y la respuesta es sí, por supuesto”, respondí yo. “En Australia hay aborígenes que hace 100 años estaban sin contacto con la “modernidad””, recordó Francis. “Algunos hijos de aborígenes nacidos en ciudades han cursado carreras univesitarias con éxito (por cierto, la primera fue una mujer, Margaret Williams-Weir, en 1959)”.

Para aclarar el asunto de fondo me puse en contacto con Emiliano Bruner, quien trabaja en el Centro Nacional de Investigación sobre Evolución Humana (CENIEH), estudiando precisamente estas cosas, pues es experto en Paleoneurobiología de Homínidos, es decir, en estudiar los cráneos del registro fósil para intentar conocer mejor el cerebro de nuestros antepasados. Lo primero que me dijo es que “no se conocen diferencias a nivel de anatomía cerebral entre los primeros Homo sapiens y nosotros”. Pero que no se conozcan no quiere decir que no las haya. Y la segunda cuestión, y más importante, insistió: “todavía desconocemos por completo cuanto de nuestra biología cerebral se debe a la genética y cuánto al medio ambiente (que incluye la cultura)”. “Somos una especie “neuroplástica”, como ninguna, y la retroalimentación entre biología y cultura es tremenda. Desconocemos sus fronteras y sus mecanismos, intentamos explicarlo todo con un gen (como hacían los positivistas de hace un siglo con la forma de la nariz o con un bulto de la cabeza), pero la verdad es que los genes solo “preparan” un trasfondo, importante, pero general. Luego hay mecanismos que van más allá, que nacen de la interacción (histórica, en el tiempo) entre biología y cultura”.

Entonces, ¿podría un habitante de Altamira, por ejemplo, haber estudiado una ingeniería? “Cabe la posibilidad de que, aunque haya podido tener nuestra misma estructura cerebral, un Homo sapiens de hace 30.000 años pudiera haber logrado estudiar una carrera”, asegura. “¡O podría ser que no lo hiciera! De hecho muchos Homo sapiens actuales no pueden hacerlo … Es decir, para entender la pregunta hay que añadir factores que van más allá de la corteza cerebral”. Es más o menos la misma conclusión a la que llega Antonio José Osuna (@Biotay). “Mi respuesta es que depende de qué niño cojas, si recoges un niño de hace 40.000 años, la probabilidad de que ese niño termine una carrera será menor que si coges a un niño de una sociedad que haya pasado por todo lo que hemos pasado desde entonces”, señala, apuntándose al bando de Juan Ignacio Pérez. “Un hombre de hace 40.000 años: ¿Lo eliges al azar? ¿O dejas a la población cerca de una universidad y esperas que uno de ellos (como en el caso que aporta Francis) se acerque a la universidad y termine una carrera? Es sumamente diferente”. “Exactamente”, replica @paleofreak. “Puede darse el caso de que en la población de hace 40.000 años haya una proporción ligeramente menor de individuos “capaces” de terminar una carrera que en la población actual. O la misma proporción. O quizá una proporción mayor, quién sabe. Lo que me parece exagerado es pensar que *ninguno* de esos individuos sería capaz”.

En este punto del debate, Joaquín Sevilla (@Joaquin_Sevilla ) recordó el conocido como efecto Flynn, según el cual “el cociente intelectual (CI) de la población sube de forma continua desde que se mide, en todas las poblaciones (aunque no al mismo ritmo)”. “El efecto Flynn sugiere que un individuo de CI promedio en 1900 hoy sería límite”, apuntó Joaquín. “Claro que eso probablemente no se deba al sustrato fisiológico de esa “inteligencia” (el cerebro), sino a su desarrollo en uno y otro momento”. ¿Podría ser este un argumento a favor de los que esgrimen que los Homo sapiens de hoy estamos más preparados que los de Altamira para estudiar una carrera? Tras discutir largamente sobre el dudoso valor de la medición del C.I., llegamos al consenso de que son las condiciones socioeconómicas las que determinan este aumento, y no tanto las culturales. Es decir, cuando se mide el C.I. de las comunidades aborígenes el valor es menor, lo cual se debe básicamente a que se mide por parámetros culturales que no son los suyos y a que viven en condiciones de mayor pobreza (y marginación) que otras comunidades.

Casi al final de la discusión, Juan José Gómez (@juanjogom), aportó un ejemplo que suena a humorístico pero quizá tenga más trascendencia de lo que parece. “Yo voy a dar el argumento definitivo “, escribió, “la evolución es plurifactorial, si no, ¿cómo se explica lo siguiente? En Murcia tenemos una carretera llamada costera de Alhama, por allí los coches van a mucha velocidad por en medio de zona de campo, hace tres-cuatro años había que ir esquivando los conejos y perros atropellados, ahora siguen los perros pero ni un conejo, además si los ves reaccionan de forma diferente que hace un lustro, en solo unos pocos años unos se han adaptado y otros siguen cayendo debajo de las ruedas”.

Ando leyendo estos días el libro El ingenio de los pájaros, de Jennifer Ackerman, en el que se ponen decenas de ejemplos de habilidades cognitivas desarrolladas por las aves y en el que surge un poco el mismo debate: ¿qué parte de estas habilidades son heredadas genéticamente y cuales son aprendidas o culturales? En el caso de los cuervos de Nueva Caledonia, capaces de utilizar herramientas de forma ingeniosa para conseguir alimentos, no se sabe bien si fue una característica especial, como una mejor visión binocular o la forma del pico, la que facilitó esta capacidad, pero sí parece claro que los cuervos se han adaptado y tienen mejores habilidades cognitivas “de serie” que sus primos en otros lugares. Con los humanos quizá podría suceder algo parecido. A nivel anatómico no hay grandes diferencias entre un humano de hace 40.000 años y nosotros, pero quizá el peso de la selección natural y cultural dejó un poso en nuestro cerebro que nos otorga una pequeña ventaja (mejor capacidad de aprender, hablar o leer, por ejemplo). O quizá no y los tipos que eran capaces de pintar bisontes en la cueva de Altamira con una maestría difícil de copiar por cualquiera de nosotros estaban igual de equipados y podrían haberse licenciado cum laude en Ingeniería de Caminos. Hay preguntas para las que la ciencia no tiene respuesta de momento, pero no hay nada más interesante que el propio camino para intentar resolverlas.

* Actualización 17-5-2017: Olvidé mencionar que Emiliano Bruner también se refirió al denominado “Efecto Baldwin”, que pone el acento en que “el comportamiento sostenido de una especie o grupo puede modelar la evolución de las especies”. Os recomiendo leer su artículo “¿Está usted de broma, Sr. Baldwin?” en Investigación y Ciencia.


36 Comentarios

Participa Suscríbete

curioseantes

Muy interesante discusión…
sin embargo, dando vuelta la consigna:
¿sería capaz de sobrevivir una semana, un mes o un año, un hombre actual en el entorno de hace 40.000 años?
¿sobreviviría un niño actual en aquel ambiente?

Creo que la respuesta es igual de complicada… pero seguramente serían pocos.
Incluso es probable que seamos menos capaces de re-adaptarnos al entorno salvaje, en relación con la capacidad de un niño humano ancestral de adaptarse a nuestro entorno cultural.

Al igual que seguramente hemos ganado mucho en evolución humana en estos 40.000 años, es indudable que hemos perdido muchas otras ventajas adaptativas, tanto intelectuales como biológicas en ese período.

Perdón por la intromisión…

espaidualespaidual

Creo que la respuesta podría ser un NO rotundo. Al menos mucho más contundente que el caso que se propone en el artículo.
La razón es que nuestro sistema digestivo podría ser demasiado débil para aguantar la dieta paleolítica. En el caso inverso, a parte de la intolerancia a la lactosa, no creo que tuviesen problemas en éste aspecto.

Por el contrario, la discusión viene a que el neocortex de los niños es plástico y podría ser capaz de acondicionarse a las necesidades de la sociedad actual. Podría la plasticidad superar alguna condición genética que desconocemos?

offler

Es difícil de decir, claro, sobretodo porque no tenemos un cerebro primitivo para analizarlo … solo el hueco que dejó.

Pero Da Vinci, Newton, Arquímedes, Copérnico … ¿Podrían acabar una carrera hoy?

Creo que el esfuerzo que tuvieron que dar para avanzar es mucho mayor que el que tiene que dar cualquier universitario hoy en día, aunque hoy sus avances se puedan aprender en un par de horas.

Hoy manejamos conceptos mas complejos porque crecemos con ellos. Hace unos años a muchos les costaba programar el video, y ahora los niños crecen con consolas y smartphones.

Así que me abono a los que creen que hace 40,000 años eramos prácticamente iguales, que es el entorno el que nos hace intelectualmente superiores

MiguelMiguel

Parece claro que coger a alguien de forma aleatoria podría afectar al resultado, tanto hace 40k años como ahora.
De forma general, creo que una alimentación más completa nos ha ayudado a crecer intelectualmente, o al menos a nuestro cerebro, igual que nos ayudó a separarnos de los demás primates. Pero también creo que los avances científicos e intelectuales necesitan una base en la que apoyarse, los famosos “hombros de gigantes”, base de la que carecían en Altamira y sin la cual la comparación de nuestras mentes es injusta y desequilibrada.

GerardoGerardo

Mi opinión es:
¿Pueden TODOS los homos sapiens actuales estudiar una carrera universitaria? Hay personas INSCRITAS en carreras universitarias QUE SIMPLEMENTE NO CONSIGUEN APRENDER LA CARRERA (y por supuesto no logran graduarse).
Por ejemplo: cuando estudié ingenieria entraban 1000 personas al inicio de la carrera, y se graduaban 10, habia decenas de razones para eso, pero algunos casos era que SIMPLEMENTE NO APRENDIAN.

Asumo que hace 2 mil años la proporción de personas que podian aprender una carrera universitaria es la misma que la actual (es decir: no todos pueden)

JohnJohn

No es cierto. Si no pueden es porque quizás no tengan la misma base que otro alumno (a los genios no los cuento, obvio). Ahora, si la carrera les gusta y les motiva se pondrán a estudiar para llegar al mismo nivel estandar; si no, pues como todo, lo dejas y comienzas a procrastinar…

No es cuestión de “solo los listos” se sacan una carrera, sino que todos tengan la misma base.

emi bruner

Hay que decir que la pregunta en sí a lo mejor esconde una trampa, porqué al fin y al cabo solo es un “experimento mental” que en realidad … no ha ocurrido. Y si no ha ocurrido, una razón habrá. El cerebro (y el “hueco que dejó”) solo es una parte de la historia. Y una parte que tampoco sabemos realmente como funciona y que papel tiene. Es improbable que nuestras capacidades dependan solo de un cableado de células … La cognición es un proceso, y depende de muchos factores que, probablemente, van más allá de lo que puede contener un cráneo …

Aquí un articulo sobre evolución, cognición, biología y cultura, que introduce mecanismos alternativos que todavía desconocemos por completo:
http://www.investigacionyciencia.es/...ldwin-14121

Ronald EscobarRonald Escobar

Ok, mi pregunta es la siguiente: ¿Por qué comparan a un humano de hace 40,000 años y no uno moderno? Es decir ¿Por qué no todos los humanos modernos no somos capaces de estudiar una carrera universitaria? Y no me refiero a cuestiones financieras, hablo en igualdad a condiciones para todos, hay personas que simplemente no se les da estudiar.

JaimeJaime

Estoy leyendo Sapiens una breve historia de la humanidad de Yuval Harari, libro que os recomiendo, y en él refrexiona como actualmente hemos evolucionado mucho como sociedad, y nos hemos especializado en nuestras tateas individuales enormente. Pero según indica Harari, cualquier cazador-recolector tendría más capacidad intelectual que un humano moderno, incluso su cerebro era mayor, hasta los neandertales tenian una capacidad craneal mayor. Ya que para su supervivencia necesitaban tener individualmente todos los conocimientos acumulados, saber desde qué plantas eran comestibles y venenosas, interpretar los sonidos de los animales o preveer como se comportaría el clima y estaciones. Además de tener habilidades fisicas , crear herramientas y trampas rápidamente. Es otro punto de vista a tener en cuenta.

David MontoyaDavid Montoya

Discusión interesante. Tiendo a inclinarme por la opción del no. Creo que la cultura puede ejercer una presión selectiva sobre el cerebro, y beneficiar a los genes de aquellos individuos capaces de asimilarla, mejorarla y transmitirla mejor que otros.
Por otra parte, se me hace extraño preguntar si un indígena del amazonas puede cursar una carrera. Y no porque ya haya habido casos. Es porque cuando muere un viejo en la selva, con él muere una biblioteca. Ellos tienen un universo en su cabeza, que es la selva.
Aprender a sobrevivir en el Mato Grosso vale para mí tanto o más que un título universitario.

Fabricio SosaFabricio Sosa

De que nos estamos perdiendo, que estamos obviando?
Ciertamente considero el hecho de que los componentes culturales son fundamentales para la adaptación al entorno. Del mismo modo en que muy probablemente pocos individuos serían capaces, hace 40k años de terminar una carrera. Como tú lo mencionas nosotros (al menos la gran mayoría de nosotros) no seríamos capaces de sobrevivir al entorno y las condiciones dadas hace 40mil años. Es triste que se pierda esa riqueza cultural de los pueblos ancestrales, tenemos aún demasiado que aprender de los aborígenes.

PocosePocose

Que existan diferencias en capacidades cognitivas entre los recienacidos sanos de una pareja de ingenieros neoyorquinos y de una pareja de una de las pocas tribus de cazadores-recolectores neoliticos que aún sobreviven, es muy probable. Pero no suficente para que si los intercambiaramos justo en ese momento que uno llegase a ser un eficiente cazador-recolector y el otro un eficiente ingeniero. En cambio si cualquiera de los dos fuese criado por chimpancés ni llegarían a ser un eficiente chimpancé y muy dificilmente volver a ser humanos medianamemte normales.

alvarobuenoalvarobueno

Os recomiendo, siguiendo el hilo de éste tema, la lectura de un cómic del dibujante Miguelanxo Prado. Se titula Fragmentos de la enciclopedia délfica. Cuenta la historia de la evolución futura del hombre y el surgimiento del homo nuovo dejando atrás al homo sapiens.

Creo que una combinación de todas las teorías que exponeis dan una a ertada respuesta media muy acertada.

jjjjjj

Pues mi opinión es que estamos des-evolucionando, al menos en las sociedades más modernas
En los países subdesarrollados (término también a debatir) la población que sobrevive es la más fuerte físicamente, pero también intelectualmente, sin embargo en Occidente y otros lugares hace años que dejamos de evolucionar
Tenemos uno o dos hijos e invertimos en ellos todo el esfuerzo necesario para que tengan una vida lo más longeva y cómoda posible.
Eso es lógico y positivo para cada uno de nosotros, pero para la especie no tanto, pues genes que en un estado más primitivo no sobrevivirían, ahora sí lo hacen y se reproducen. Y no quiero decir que eso sea negativo cien por cien, quizás esos genes en un futuro nos ayuden a superar enfermedades o desarrollar nuevas capacidades, también aportan variedad genética, y eso es bueno de por sí, aunque no aporten tanta “calidad” física o intelectual
Así que, resumiendo, creo que en igualdad de condiciones de entorno cultural y social, un niño nacido hace dos mil años tendrá más posibilidades de superar una carrera universitaria que uno que nazca ahora en el mundo desarrollado​

JoseJose

Bien dicho. Yo me inclino por ese lado. Hubo de haber en una época remota en la que la población era muy reducida, hubo de haber, digo, una serie de condicionantes que seleccionó y dio lugar en un breve tiempo a unos humanos superdotados que lograron extenderse, exterminar a todos los competidores homos y quedarse los reyes de la creación, y desde entonces sólo ha habido degradación. Hace poco leí que las personas más inteligentes -los más exitosos en carreras científicas, las que exigen tener un intelecto superior sin paliativos ni matices- simplemente no tienen hijos. Así que eso demuestra palmariamente que mi teoría es imbatiblemente correcta.

SabinoSabino

La ciencia tiende a pensar que el hombre que existe hoy es el mejor hombre que puede existir cuando lo único que sabemos es que es el mejor adaptado, por el camino han podido quedar muchos mejores.

Martin Visconti

Hay un aspecto interesante que creo que no se ha tratado. Con las pruebas que tenemos hoy, creo que no es posible determinar si un humano medio de hace 40.000 años podría estudiar una carrera. Me explico.
Considero que no es posible resolver la hipótesis porque hay variables determinantes que desconocemos, como la arquitectura cerebral o la psicobiología de las emociones. Este último punto me parece decisivo. Estoy convencido de que para estudiar una carrera no es tan determinante nuestra capacidad intelectual (tradicinalmente CI) como la capacidad para manejar nuestras propias emociones y las de los demás (inteligencia emocional).
En los últimos años he investigado la relación existente entre inteligencia emocional y rendimiento académico y creo que correlacionan sin ninguna duda. En general los estudiantes que muestran mayor nivel de control sobre sus propias emociones y las de los demás, y que además sacan partido de ello, son los que obtienen mejores notas. Además en el lado opuesto, los estudiantes que muestran los niveles más bajos de inteligencia emocional son los que peores notas obtienen. Creo que en general es más determinante el aspecto emocional que el intelectual.
Ahora bien, en cuanto a la cuestión original y teniendo en cuenta todo lo anterior, creo que nuestra competencia emocional es superior a la de nuestros antepasados (es una cuestión evolutiva), y esto es algo que la genética y el resto de pruebas de que disponemos no reflejan.
Por tanto, seguramente nuestros antepasados sí cuentan con el cociente intelectual adecuado para superar una carrera, pero tendrían la capacidad emocional suficiente para enfrentarse a ella, sobreponerse y superarla?
Yo creo que no.

Dezyruou-Dezyruou-

Muy interesante.
Lo que yo pienso iría por ahí, pero la pregunta sería, ¿la capacidad emocional se ha adaptado a determinadas situaciones a lo largo de la historia?, lo cual creo que si, o sea, la capacidad emocional media que requería un homosapiens medio de hace 40 mil años, no seria la misma a la de hoy en día (sería mas baja), y si contamos con lo de la correlación entre la capacidad emocional y el rendimiento académico, eso creo que llevaría a que los homosapiens de hace 40 mil años tendrían muchas dificultades para superar y lograr estudiar una carrera. O quizás ni puedan.

TaiTai

La pregunta es interesante y arbitraria. Si aumentamos un orden de magnitud la lejanía temporal de nuestro ilusionado ancestro, probablemente la respuesta sea un no mayoritario. Además suponemos muchas cosas, probablemente proyectando nuestra propia vida académica en el sujeto. Personalmente, creo que el peso de la cultura aquí es mucho mayor que cualquier evolución genética de nuestra especie. ¿Y nosotros, podríamos estudiar o lo que sea que hagan dentro de 40.000 años?

YeilYeil

Yo no veo el impedimento siempre que no haya habido diferencias importantes en la estructura, cosa que parece que no ha ocurrido.

Lo del efecto Flynn es más bien una crítica al IQ y lo que realmente mide que otra cosa. Recordemos que el IQ medio en ciertos países es borderline y la verdad, dudo que tuvieran problemas en sacar un IQ de 100 si se hubiesen educado en un país del primer mundo. Pese a lo objetivo que pretende ser, parece que tiene un fuerte componente etnocentrista. El IQ además mide un cierto tipo de inteligencia, ni siquiera mide la memoria, que es el valor más importante en la mayor parte de carreras del sistema educativo español.

FerFer

No creo que lo tuviera muy fácil:
1º. Un humano de hace 40.000 años llegaría a día de hoy difunto y en unas condiciones penosas. Si no fuera así sería un crack y no le haría falta estudiar una carrera.

2º. Aceptando la teoría del bebé teletransportado… pronto sería diagnosticado con TDAH y convertido en un fracasado escolar por nuestra sociedad. Esto enlaza con una de las teorías señaladas en el artículo.
Una actitud que aseguraría la supervivencia de su especie hace 40.000 años ahora le convertiría en un “enfermo social” domesticado a base de Ritalin o Concerta.

Antonio Samsa (@asmystes)Antonio Samsa (@asmystes)

yo creo que, como se sugiere en algunas posturas del bando del “sí” se está tratando de comparar lo incomparable. En todas las sociedades hay individuos más capaces que otros para determinadas tareas. Habría que comparar a nuestros ingenieros con los creadores de nuevas herramientas de esas sociedades paleolíticas, y de los pintores de Altamira o Lascaux no habría que preguntarse si serían capaces de sacarse una ingeniería, sino un grado en bellas artes. Me parece muy acertado lo que se comenta de comparar individuos de sociedades occidentales con otros de otras sociedades. Al fin y al cabo es lo que se hace: inferir el funcionamiento de sociedades de cazadores recolectores del paleolítico a partir del de sociedades de cazadores-recolectores actuales. No hay otra forma.

Proton CProton C

¿Podria un humano de hace 40000 años estudiar una carrera?

1-Asumamos, basandonos en la información disponible, aunque este basada practicamente en el craneo, que su cerebro tenia una plasticidad y una morfologia similar a la actual.
2-Obviamente, no tenian una cultura semejante a la actual, y muchas cosas que hoy sabemos desde pequeños, posiblemente ellos las desconocieran.
3-Pongamos, para efectos practicos, que la capacidad intelectual se basa en un 50% morfologia cerebral y un 50% cultura.
4-De 1 y de 3, extraemos que el 50% asignado a la morfologia cerebral esta disponible.
5-Sabemos de poblaciones indigenas cuyos hijos han sido capaces de estudiar con éxito una carrera universitaria, pero para ello han tenido un contacto con la cultura actual.
6-Muchos humanos actuales no pueden estudiar una carrera, pues no presentan la suficiente disciplina, inteligencia, etc para ello.
7- De 2 y de 5 extraemos que el 50% asignado a la cultura no lo tendriamos disponible si el sujeto en cuestion no se ha criado en esta epoca, sino que vino a ella con una edad avanzada.
8- Si el sujeto fue criado desde pequeño en esta epoca, por 2,5 y 7, el 50% asignado a la cultura si estaria disponible.
9-De 4 y 8, si el sujeto fuera traido a este epoca y se criara en ella, tendria una capacidad intelectual similar a la de cualquier humano moderno.
10-Y para finalizar, de 6 y 9, dependiendo del sujeto, este podria o no ser capaz de estudiar una carrera, pero esto dependera de los mismos factores de los que depende en cualquier humano moderno.

Antonio GarcíaAntonio García

¿Puede un pigmeo correr a la misma velocidad que Usain Bolt? No. Es cuestión de raza. ¿Estaba adaptado el hombre hace 40000 años a los estudios universitarios? No, lo mismo que la mayoría de los Homo sapiens actuales tampoco se sacan una ingeniería.
Mi respuesta es no.

YeilYeil

Tampoco creo que muchos de raza negra corran a la misma velocidad que Bolt. Más bien ninguno, por eso va tan sobrado.

DrXaverius

Me abstendré de ser pedante con mis desacuerdos en cosas que es habitual leer o que son pequeños detalles y solo señalaré algo que me llama muchísimo la atención: la elección de fecha en nuestro hipótetico viaje en el tiempo.

Creo que las personas que dicen que nuestro colega de hace 40.000 años teletransportado al presente no son conscientes del berenjenal en el que se meten al decir que sería incapaz. Aquí no menciono el tema de si la persona media hoy o antes puede completar un grado universitario con seguridad si lo intenta. Simplemente, la divergencia entre algunas poblaciones africanas como los joisán y los pigmeos es previa a esa fecha. Véase https://www.sciencedaily.com/release...aign=buffer cuya fuente es http://sci-hub.cc/10.1126/science.1227721 que pone esa divergencia hace más de 100.000 años.

Por sus comentarios sobre los aborígenes autralianos parece claro que los autores son contrarios a la idea de que haya importantes diferencias genéticas en este tema en las poblaciones modernas. Los que digan que nuestro troglodita pilota DeLoreans sería incapaz de graduarse necesitarían pues certeza de que la evolución de la inteligencia humana ha llevado al mismo nivel en los últimos milenios, o estarían asignando capacidades diferentes a joisán, pigmeos y posiblemente otras poblaciones. No insinúo que eso sea cierto o hago acusaciones de que era la intención, estoy seguro de que no era adrede, pero lo vuelves un tema no trivial. Si predomina el mutation-selection balance o la hipótesis social(evolución por competencia intraespecífica, algunos lo describen como hipótesis maquiavélica) de la evolución de la inteligencia bien posible sería esa convergencia, pero eso no es seguro y aún debatido por expertos.

Es algo que veo a veces. Se quiere que una adaptación o innovación que “nos hace humanos” “es la diferencia entre homo sapiens moderno y arcaico” “fue el gran salto adelante” sea reciente y por accidente se excluye a poblaciones vivas ahora o se asume una convergencia no necesariamente cierta.

(supongo que lo de CI 1900 en el párrafo que menciona el efecto Flynn es una errata y quiere decir 190. entonces es solo bastante discutible, no el disparate que es 1900)

JustoJusto

Pregunta interesante y legítima, aunque imposible de responder. Predomina la creencia de que las capacidades intelectuales de el Homo sapiens-su CI- han ido creciedo a lo largo de su historia, pero esa suposición no es necesariamente correcta. Como ya señala alguien más arriba, no son los más fuertes o los más inteligentes quienes soberviven y se reproducen (como pensaban los nazis), sino los mejor adaptados en cada momento. En las sociedades occidetales actuales son las clases sociales más altas, en las que predomina un CI más elevado, las menos dispuestas a procrearse.
Otro punto a tener en cuenta es que, aunque 40.000 años en la evolución de una especie parecen un largo periodo, existen especies que en 300 millones de años apenas han cambiado su programación genética. Otras han sufrido una evolución regresiva en facultades que en un determinado momento eran positivas, pero que más tarde resultaron negativas para el desarollo de la especie.
Si queremos medirnos con nuestros atepasados, podemos hacerlo con los sabios griegos de hace 2.500 años, y podemos comprobar que, en este corto periodo de tiempo, nuestras capacidades intelectuale no se han desarrollado en sentido positivo.

José P. Fdez.José P. Fdez.

La neuro plasticidad cerebral es mayor cuando somos pequeños y fundamental para llegar a desarrollar las capacidades cognitivas, el ejemplo de los niños salvajes o ambientes degradados que entorpecen gravemente el desarrollo intelectual puede compararse con ambientes muy pobres basados en la supervivencia diaria, si se sigue una linea del tiempo donde los grupos humanos desarrollan una cultura tal vez un hombre de hace 10.000 años, no nos atreveríamos a cuestionar en general si podría cursar estudios superiores.

pvlpvl

Con toda probabilidad las diferencias genéticas entre el campeón mundial de cualquier disciplina (que en Ciencia podrían ser los premios Nobel) y el ser humano “promedio” actual, aun siendo extremadamente pequeñas serán mayores que las del “promedio” actual comparado con las del “promedio” de hace 40.000 años.
Dichas diferencias genéticas son las que explican solo en parte, las gigantesca distancia entre las habilidades y logros específicos de los mejores de cada disciplina comparadas con las del “promedio”.
El resto se explica por factores no genéticos como pueden ser el entrenamiento, la motivación etc.
Por poner un ejemplo: genéticamente, muchos humanos de cualquier época (puede que la mayoría) pueden correr una maratón, pero solo una ínfima parte de ellos la correrán realmente y de este pequeño porcentaje solo aquellos pocos que tienen una genética determinada (que parece ser más frecuente en ciertas zonas de Africa) serán capaces de ser campeones del mundo en la especialidad.
Evidentemente existen otros muchos factores que intervienen en la actividad de correr maratones y que son cuestiones ajenas por completo a la genética como pueden ser culturales, entrenamiento, etc. Por ejemplo, simplemente por el hecho cultural de que se haya puesto de moda hoy en día, la inmensa mayoría de los maratonianos reales se concentra en los dos ultimos siglos y supongo que a nadie se le ocurriría la peregrina idea de argumentar que el humano promedio actual está mejor capacitado para correr maratones que el del siglo XV.
Sin embargo el hecho de que la mayoría de los campeones mundiales de maratón sean africanos con una determinada morfología ( lo mismo podriamos decir de los velocistas, etc, etc) si que nos indica que hay rasgos genéticos determinados que permiten, supuestos iguales el resto de variables, a sus portadores alcanzar la cima en esa actividad.
En resumidas cuentas, si en igualdad del resto de condiciones, las diferencias genéticas explican la diferencia de la marca entre el campeón del mundo de maratón y el del “promedio”, para que existiera esa diferencia entre el promedio actual y el promedio de de hace 40.000 debería existir esa misma diferencia genética, cosa que por lo que sabemos no existe.
Creo que exactamente lo mismo puede observarse y aplicarse en cualquier otra habilidad humana, como la muy indefinida de “estudiar una carrera”

BlaxiBlaxi

Mi conclusion es que si seria posible que un antepasado nuestro de hace 40000 años pudiera estudiar una carrera pero solo si este fuera un bebe que se criara y formara en una sociedad moderna. Siendo esto asi, tendria las mismas posibilidades que cualquier humano actual. El uso mental y plasticidad de alguien de esa epoca deberia de ser muy exigente que el los humanos actuales para adaptarse al medio… no olvidemos la capacidad de nuestros antepasados ya que todas sus reflexiones y resoluciones ante las adversidades del medio hizo que ahora estemos debatiendo este dilema…

Siempre me he preguntado que si a Da Vinci, Newton, Einstein e incluso el mismisimo Tesla se le pudiera enseñar la sociedad de hoy en dia que pasaria y me conclusion es que su ansia de conocimiento y de adaptacion haria que se actualizaran en un breve periodo de tiempo… Ahora nos bombardean con informacion manteniendola activa de estimulos dejando de un lado las reflexiones y resoluciones ante los problemas, antes estaban mas activas en estos ambitos ya fuera por supervivencia o por falta de informacion.

nadienadie

Me parece una discusión interesante. Yo me preguntaría también lo siguiente: si hubiera un cataclismo y desapareciese nuestra civilización, sobre todo nuestra tecnología ¿hasta qué punto los supervivientes tendrían capacidad de iniciar el camino de la recuperación? ¿Tardarían décadas? ¿cientos de años? ¿miles?

Yo en este respecto soy bastante pesimista. Por eso me inclino a pensar que si trajésemos a un humano del pasado éste sí que podría estudiar una carrera universitaria sin problemas. Para mí es más determinante el desarrollo social (cultura, educación, organización social) que las capacidades individuales de los individuos y las supuestas limitaciones genéticas.

nadienadie

Me parece una discusión interesante. Yo me preguntaría también lo siguiente: si hubiera un cataclismo y desapareciese nuestra civilización, sobre todo nuestra tecnología ¿hasta qué punto los supervivientes tendrían capacidad de iniciar el camino de la recuperación? ¿Tardarían décadas? ¿cientos de años? ¿miles?

Yo en este respecto soy bastante pesimista. Por eso me inclino a pensar que si trajésemos a un humano del pasado éste sí que podría estudiar una carrera universitaria sin problemas. Para mí es más determinante el desarrollo social (cultura, educación, organización social) que las capacidades individuales de los individuos y las supuestas limitaciones genéticas.

AldoAldo

Es hora de clonar humanos y homínidos de distintas épocas para saber más acerca de nosotros mismos.

quidproquoquidproquo

La evo (sintética) no es dirigida. Hemos “elegido la estrategia” evolutiva de una pella bastante racional que nos ha traído hasta aquí. Nada indica que ese proceso continúe y, obviamente, nada indica que sea siquiera una buena opción de permanencia. Quizá a partir de ahora se vayan atrofiando habilidades cognitivas que no necesitaremos porque una IA nos lo regurgitará debidamente triturado. Es obvio que no seremos los mismos, pero me temo que sea lo único que podremos afirmar.
Hablando de diferencias, a mi me llama más la atención que la diferencia intelectual entre un genio y el humano medio sea superior a la que separa a este último con un bonobo. No he conocido a genios, pero el agravio comparativo con mentes brillantes ya es insoportable (lo siento, no hablo de ingenieros)
En fin, cuando alguien lee que una IA ha programado su propia IA , quizá ha llegado el momento de cambiar preguntas

Eduardo

Un articulo que da para mucho pero que nunca podrá llegar a una conclusión definitiva. La pregunta es qué es lo que fuerza a un cerebro a evolucionar en inteligencia? Es la cantidad de conocimientos que hoy se necesita tener para poder sobrevivir en tiempos modernos la que determina el empuje? Si es así, no deberíamos entonces centrarnos en los últimos 100-200 años? El dia en que la capacidad de sobrevivir dependa de si podemos o no entender la teoría de la relatividad o manejar los conceptos de la mecánica cuántica, entonces allí podriamos predecir una evolución rápida, medible en miles de años. Mi conclusión es que un hombre medianamente inteligente de 40.000 años atrás podría terminar una carrera universitaria. https://eduardosetti.wordpress.com

Responde a Fabricio Sosa

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio
Obligatorio

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Cancelar