Neurocosas capítulo 13: ¿usamos solo el 10% de nuestro cerebro?

A raíz del vídeo anterior, un vídeo excepcional sobre neurociencia para toda la familia donde os hablaba del consumo energético del cerebro, me han preguntado sobre un neuromito muy extendido, el que dice que solamente utilizamos el 10% del cerebro.

Así que para combatirlo, vamos a sacar a rigor y a método científico.

Agarraros, que voy a empezar sin piedad: esto de que solo usamos el 10% del cerebro contradice cosas muy obvias como que cualquier lesión cerebral que tengamos, por pequeña que sea y donde sea, normalmente tiene graves consecuencias para el paciente. Es más, si no utilizáramos todo del cerebro, tú podrías ir por la calle pegándole balazos en la cabeza a la gente, porque lo más normal entonces seria que la bala atravesara tejido cerebral que no utilizamos, y aquí no ha pasado nada. Pero esto no es así porque ya utilizamos el 100% del cerebro.

En parte, el mito viene de la idea clásica de pensar que el cerebro funciona como un único bloque donde todo el cerebro participa en todo, en vez de como es en realidad: una estructura que tiene distintas partes con distintas funciones. Por ejemplo, cuando estamos utilizando la vista es importante el córtex visual que se encuentra en la parte de atrás del cerebro, el lóbulo occipital, justo encima de la nuca. Mientras que para hablar son importantes otras zonas como el área de Broca, que está normalmente en el lóbulo frontal izquierdo, en un lado justo detrás de la frente.

El cerebro es una estructura que está dividida en partes con distintas funciones, y nosotros vamos encendiendo o apagando estas partes según lo que estemos haciendo. Es decir, no usamos todas las partes del cerebro a la vez y hay dos motivos importantes por los cuales el cerebro funciona así:

1.-El primero es para ahorrar. En cierto sentido el cerebro es como un piso con habitaciones, y si por ejemplo hay que cocinar, no encendemos todas las luces de la casa porque sería energéticamente muy caro, solo encendemos las luces de la cocina. Pues lo mismo hace el cerebro para ahorrar, que incluso funcionando de este modo ya os conté en el video anterior que el cerebro es con diferencia el órgano que más energía gasta y la realidad es que si solamente usáramos el 10% del cerebro, cuando empezáramos a utilizar más porcentaje cerebral sería imposible alimentarlo funcionando a esa potencia.

2.-El segundo motivo por el cual el cerebro funciona encendiendo y apagando distintas partes según lo que estamos haciendo es para no liarla. Aunque el cerebro puede funcionar haciendo distintas tareas a la vez, esto tiene un límite porque hay circuitos neuronales que se contradicen, y si se activaran a la vez, habría problemas, como por ejemplo las partes cerebrales que abren y las que cierran la mano derecha.

Así que veis que todos ya usamos todo el cerebro. Pero esto no tiene que traumatizar a nadie, porque usamos el 100% del cerebro del mismo modo que usamos el 100% de nuestros bíceps, tríceps, etc. Siempre usamos el 100%, pero depende de nosotros quedarnos con un cerebro 100% normal, que ni fu ni fa, o entrenarlo, ser intelectualmente activos para tener un cerebro con unas circunvoluciones cerebrales para rallar queso en ellas y ser portada del Men´s Health.

Sobre Neurocosas:

Dirigido y presentado por Pablo Barrecheguren (@pjbarrecheguren), Neurocosas es un proyecto de divulgación científica hecho por Big Van, Científicos sobre ruedas (http://www.bigvanscience.com/index.html) y Muy Interesante (http://www.muyinteresante.es/) realizado con la ayuda de la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología (FECYT, https://www.fecyt.es/).


2 Comentarios

Participa Suscríbete

RafaelRafael

Pablo, muy buenas todas tus cápsulas científicas , te felicito , es un agrado verlas . mil gracias.

Pablo BarrechegurenPablo Barrecheguren

Gracias por el apoyo, Rafael. Un saludo, Pablo Barrecheguren (@pjbarrecheguren).

Deja un comentario

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio
Obligatorio

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>