Socorro… tengo un viaje largo y tengo miedo al Jet Lag

Seguramente muchos habréis vivido al menos una vez en la vida el fastidioso Jet-Lag. Un viaje largo, atravesando algunos husos horarios demasiado rápido como para adaptaros, llegáis al lugar de destino y os sentís como un pulpo en un garaje, vuestro reloj biológico no coincide con la hora local. Cuando queréis desayunar es la hora de almorzar, por ejemplo. Cuando tenéis sueño es media mañana. O es de noche y no podéis dormir porque seguís teniendo el mismo ritmo de sueño que el lugar desde el que partís. Os sentís torpes y patosos, somnolientos y cabreados sin un motivo claro.

En relación con esto, Aberrón comentaba hace poco en un hilo de Amazings que se había enterado de la existencia de un nuevo producto, “No-Jet-Lag“, que prometía ayudar a contrarrestar los efectos del Jet Lag. Una buena idea, si no fuera porque al examinar la página nos encontramos con un preparado homeopático en tabletas. Nuestro gozo en un pozo, porque como ya hemos repetidos muchas veces en Amazings, la homeopatía no tiene efectividad alguna, así que el único efecto que pueden causar esas pastillas es el efecto placebo.

¿Y qué podemos hacer entonces frente a ese efecto? ¿Existe algún medicamento o algún remedio eficaz? Pues sí, existen una serie de recomendaciones y en EEUU se vende en herbolarios melatonina, una hormona que ayuda a reestablecer el reloj biológico y hacer frente al Jet-Lag. En España está aprobado desde 2007 un medicamento a base de melatonina que contiene 2 mg de principio activo. En Mayo de 2010, la Agencia Española del Medicamento ordenó la retirada de todos los productos a base de melatonina que se vendían como complemento alimenticio y poseían una cantidad de principio activo superior.

En general se aconseja:
1. Antes de irte de viaje mantén un horario de sueño regular. No vayas a cometer la salvajada de dormir poco los días previos pensando que “estaré reventado de cansancio y así duermo seguro”. Gran error.

2. ¿Te vas de viaje a un sitio que está tirando para el Este? No sería mala idea irte a dormir dos horitas antes. ¿Tu destino de viaje está hacia el oeste? Te vendría bien irte a dormir dos horitas después.

3. Si vas a hacer un viaje cortito, una semana por ejemplo, no merece la pena que cambies tu ritmo de comida y sueño, aunque la gente enarque una ceja al verte almorzar a deshoras. Si es un viaje más largo, te vendrá bien adaptarte al horario local.

4. Durante el vuelo, procura no dormir a horas que no serían las adecuadas en el lugar de destino. Por ejemplo, si te apetece echarte una siesta, haces cuenta y en ese lugar serían las 5 de la mañana…desiste.

5. Bebe abundantes líquidos, evitando el alcohol y la cafeína

6. Procura descansar y estar cómodo durante las escalas.

7. Si sueles hacer ejercicio de forma regular, mantén ese mismo ritmo al llegar a tu destino.

En cuanto a la melatonina, no es la panacea ni nos va a quitar por completo el Jet-Lag, pero sí va a ayudar a mejorar algunos síntomas como la somnolencia, la descoordinación y el bajo estado de alerta. Su mecanismo de acción se basa en que  la oscuridad estimula al cuerpo para que produzca más melatonina, la cual es una señal para el cuerpo para que se prepare para dormir, mientras qeu la luz disminuye la producción de melatonina y avisa al cuerpo para que se desperece y despierte. En teoría, si administramos melatonina estamos “ordenando” a nuestro organismo que tenga sueño y, por tanto, duerma y descanse. Se recomienda especialmente cuando se van a atravesar 5 o más zonas horarias, especialmente si se viaja hacia el este y se ha sufrido Jet-Lag en viajes anteriores.

Licenciada en Medicina y autora del blog Mondo Médico. Actualmente trabaja como residente en el ámbito de la hematología en un hospital andaluz.



Por Sophie
Publicado el ⌚ 15 marzo, 2011
Categoría(s): ✓ Divulgación • Medicina