La pregunta Naukas 2015 – José Antonio Prado-Bassas

La pregunta Naukas 2015
La pregunta Naukas 2015

¿Qué avance o descubrimiento de la ciencia moderna ha hecho progresar más a la Humanidad?

Entendemos como ciencia moderna desde Copérnico hasta nuestros días.

Con la llegada del Cálculo Infinitesimal de Newton y Leibniz, las matemáticas pasaron de ser curvas y números a ser límites y derivadas. En las siguientes líneas vamos a tratar de argumentar por qué este avance ha sido el más provechoso para la humanidad.

Desde el punto de vista de las matemáticas, la era moderna comienza con una batalla. Comienza con una batalla por la propiedad intelectual. La batalla entre Isaac Newton y Gottfried Leibniz por la propiedad del descubrimiento del Cálculo Infinitesimal.

En las matemáticas hay un antes y un después de la llegada de Newton y Leibniz (entre otros muchos). Hasta ese momento, la matemática era, básicamente, la heredada de los griegos. Desde Euclides y Pitágoras, apenas se habían producido avances significativos y que abrieran nuevos campos. La matemática era, prácticamente, Geometría y Aritmética, curvas y números.

La llegada del Cálculo Infinitesimal en el siglo XVII supuso una auténtica revolución en los métodos matemáticos. El concepto de infinitésimo (cantidad infinitamente pequeña), el de infinito y el de límite, derivaron (nunca mejor dicho) en el concepto de derivada (o de fluxión, como diría el bueno de Isaac). El cálculo de tangentes, de áreas, de volúmenes pasó de ser una obra de ingeniería matemática a ser algo que (casi) cualquier alumno de bachillerato actual puede hacer.

Pero, ¿en qué ha podido beneficiar este descubrimiento a la humanidad? La respuesta es obvia: en todo. El cálculo infinitesimal, los límites, las derivadas o las integrales (que llegaron poco después), permitieron a ciencias como la física o la química disponer de un auténtico arsenal con el que atacar problemas que hasta entonces eran inalcanzables.

Desde la mecánica clásica de Newton, hasta la mecánica de fluidos, pasando por la cristalografía, la dinámica de poblaciones, la economía, el calor o la desintegración radiactiva, todas estas disciplinas usan en gran medida herramientas propias del Cálculo Infinitesimal.

La aviación, la conquista del espacio, el posicionamiento por GPS, el olor de los perfumes, las hipotecas, las técnicas de animación 3D, la construcción de edificios sostenibles energéticamente… En todos estos aspectos (y en muchos más) el Cálculo Infinitesimal juega un papel fundamental, sin el cual difícilmente podríamos disfrutar de ellos.

Y pensar que Arquímedes de Siracusa tuvo en sus manos, allá por el siglo III a.C., el concepto de infinito e infinitésimo cuando logró establecer la cuadratura de un arco de parábola. Tuvieron que pasar casi 2 siglos milenios para volver a recuperar esta maravilla. ¿Y aún crees que las Matemáticas no sirven para nada?

Tito Eliatron (José A. Prado-Bassas) es profesor de matemáticas en la Universidad de Sevila y autor del blog Tito Eliatron Dixit. Desde allí, intenta que cualquier persona sea capaz de entender que, tras muchas situaciones habituales, se esconde un maravilloso mundo matemático que nos explica o nos ayuda sin pedirnos nada a cambio. En resumen, profesor de profesión, divulgador de afición y matemático de devoción.”



Por Tito Eliatron
Publicado el ⌚ 4 marzo, 2015
Categoría(s): ✓ Naukas