Biodiversidad y cuentos chinos

Por Txema Campillo, el 8 noviembre, 2012. Categoría(s): Biología
Tigre de Amur

Existe la errónea creencia de que las medicinas llamadas alternativas (porque las que funcionan se llaman medicina) no son dañinas siempre y cuando se traten de eso, alternativas. Pero aunque tenemos centros de recuperación que tratan con acupuntura a búhos reales u otros que dan a sus mascotas homeopatía existe una “medicina” que causa un daño directo a la biodiversidad: la medicina tradicional china.

La semana pasada saltó la noticia de que el gobierno ruso se está planteando criminalizar ( y pasar de multa a cárcel) la venta transporte y posesión de especies en peligro o de sus restos, entre ellos del tigre siberiano, su animal emblemático junto con el oso, manifestando así su preocupación ante el grave problema que el furtivismo esta suponiendo para estos felinos, que son cazados no solo por sus pieles sino para que sus huesos puedan ser usados como ingredientes en la medicina tradicional china.

Al igual que los tigres siberianos, el más grande felino del mundo, la medicina tradicional china también está detrás de otros animales en peligro de extinción como el antílope saiga o el oso perezoso asiático. El más conocido caso de ataque a la biodiversidad fue la extinción, a causa de la mutilación para conseguir sus cuernos, del rinoceronte de Java en Vietnam.

Y hay una cosa que lo hace aún más absurdo: los huesos de tigre, los cuernos de rinoceronte o las uñas del perezoso no sirven para curar nada, como buena medicina alternativa. ¿Que cómo lo sé? Porque aún no han pasado ningún estudio a doble ciego y solo hay que ver la evolución de la esperanza de vida en China para darse cuenta de que, como medicina, la tradicional china no es muy exitosa.



Por Txema Campillo, publicado el 8 noviembre, 2012
Categoría(s): Biología

 

Publicidad