El inquieto geólogo, inoculador de vacunas, mentiroso a tiempo parcial y radical James “Old Hubert” Parkinson

Por Azuquahe, el 21 enero, 2011. Categoría(s): Curiosidades • Humor • Personajes
Publicidad

El bueno de James Parkinson, de los Parkinson de toda la vida (y nunca mejor dicho, su abuelo, su padre y su hijo fueron cirujanos/boticarios en el mismo barrio londinense sucediéndose en el cargo), era una mente inquieta.

Cierto es que siguió los pasos de su padre y educó a su hijo para que siguiera los suyos, pero en el entretiempo, entre el amor filial y el paterno, se dejó llevar por su instinto. Y no nos referimos a la descripción de la enfermedad por la que se le conoce.

Así, según su colega el doctor Gideon Mantell, James venía a ser un tipo…

Algo por debajo de la estatura media, con un intelecto enérgico, semblante agradable y maneras encantadoras y corteses, comunica fácilmente cualquier tipo de información sobre su ciencia favorita o sobre cualquier materia profesional

Y no crean que es fácil saber cuál era su “ciencia favorita”… aunque la intuición nos pueda sugerir que se tratara de la medicina. Según él mismo diría “siempre había tenido una curiosidad insaciable en investigar los misterios del mundo natural”, y nada más natural que reunirse con otros colegas ilustres como Humphry Davy, William Babington, Arthur Aikin y George Bellas Greenough en la Freemason’s Tavern

– María, que me voy con los colegas a la taberna y tal.
– Qué desperdicio, James, te pasas la vida bebiendo.
– Que no mujer, que hablamos de ciencia y eso…

Quién sabe si como excusa o como afán personal y amor a la ciencia, aquellas reuniones acabarían siendo el germen de la Geological Society of London, de la que Parkinson no sólo sería miembro fundador sino en cuyos Transactions también publicaría varios trabajos. Lo que fuera con tal de echar unas cervecitas con los colegas.

Y no se quedó ahí el interés de James, además, fue de los primeros estudiosos de la Orictología, la futura Paleontología, publicando el manual

“Outlines of Oryctology: an Introduction to the Study of Fossil Organic Remains; Specially Those Found In British Strata: intended to aid the student in his inquiries respecting the nature of fossils and their connection with formation of the earth”

(pena de título, pardiez)

…y dándose a reunir en sus ratos libres una de las mejores y mayores colecciones de fósiles de Gran Bretaña.

Tratado de Orictología

Por si fuera poco fue elegido miembro honorario de las prestigiosas instituciones Wernerian Society of Natural History of Edimburgh y de la Imperial Society of Naturalists of Moscow. Digamos que buscando excusas para beber con los amigos, era bueno, muy bueno.**

Parkinsonia parkinsoni,

Sin embargo, si bien la faceta geológica parkinsoniana es poco conocida, hay una que lo es aún más. Antes de que se diera a buscar excusas, antes de que se diera a describir la enfermedad que más tarde llevaría su nombre, el joven James se dedicó a panfletear Londres con “radicales” proclamas en favor de los más desfavorecidos, del derecho al sufragio universal, de la modificación de la configuración del Parlamento británico,… en una época convulsa poco posterior a la Revolución Francesa. Época de cambios.

Republicano, demócrata o liberal son distinciones que he aprobado durante algún tiempo y ahora estoy totalmente de acuerdo con todos aquellos que han censurado el actual curso de la guerra [anglo-francesa], considerándola un crimen contra la humanidad… Igualmente estoy totalmente convencido de que los títulos sin méritos son totalmente despreciables..

Evidentemente, le trajo problemas. Parkinson no sólo se había enrolado en varias asociaciones políticas radicales como la London Corresponding Society of Reform of parlamentary Representation y había redactado numerosas proclamas bajo el pseudónimo “Old Hubert”, además, fue acusado (juzgado y finalmente absuelto, parece ser que no tuvo nada que ver con el supuesto intento) de participar en un complot para acabar con la vida del mismísimo rey Jorge III de Inglaterra. Eran jóvenes e ingenuos, suponemos; trataron de matar al rey con un dardo envenenado disparado por una pistola de juguete. Ríete tú del Coyote y de Pierre Nodoyuna.

———————————-

* Efectivamente, como muchos habrán imaginado, según la descripción, pasaría fácilmente por colaborador de Amazings… o casi. Según parece, Parkinson estaba entre los que daban credibilidad a los textos bíblicos como base y explicación de la formación de la tierra, formación que fue guiada, cómo no, por la mano infalible de Dios. Y no, no se refería a Doraemon.

** ¿Se han fijado en que una parte no desdeñable de la ciencia moderna se ha engendrado en baretos?

*** Inoculador de vacunas: cuando  la Royal Jennerian Society intentó vacunar a la población londinense contra la viruela, Parkinson fue nombrado inoculador en el puesto de la Academy Chapel Sunday School.

**** Mentiroso a tiempo parcial: se requirió la presencia del buen James en un juicio para que, a través de sus conocimientos, dictaminara si Mary Daintree debía ser confinada en un centro por padecer demencia. Parkinson alegó que sí… por referencias de terceras personas y por las opiniones de sus familiares. Evidentemente, lo pillaron y fue amonestado por ello.



Por Azuquahe, publicado el 21 enero, 2011
Categoría(s): Curiosidades • Humor • Personajes

 

Publicidad