Neurocosas capítulo 11: la propiocepción, nuestro sexto sentido

¿Cuántos sentidos tenemos? En la escuela nos enseñan los cinco sentidos clásicos, pero la realidad es que aparte de la vista, el oído, el olfato, el gusto y el tacto; tenemos otros sentidos. Entre ellos están la termocepción, es decir, poder notar los cambios de temperatura; la nocicepción, la capacidad de sentir el dolor; y uno que muchas veces ha sido llamado “el sexto sentido”: la propiocepción.

La propiocepción es el sentido que nos permite saber constantemente cómo están nuestros músculos, la posición de nuestras articulaciones, la tensión en los tendones, etc. y gracias a esto podemos, entre otras cosas, saber en qué posición está nuestro cuerpo aunque no lo veamos.

A diferencia de la mayoría de los sentidos clásicos que tienen estructuras muy concretas como los ojos, la lengua o la nariz; la propiocepción tiene una serie de estructuras nerviosas distribuidas por todo el cuerpo entre las capas del músculo esquelético, articulaciones o los tendones. Los nervios que hay en estas estructuras tienen mecanoreceptores, es decir, receptores que se activan frente a cambios físicos como un estiramiento, un aumento o disminución de la tensión, etc. Y todos estos mecanoreceptores responden ante estos cambios activando nervios que transmiten constantemente esta información al cerebro.

Aunque es un sentido tan integrado en nosotros mismos que cuesta un poco comprenderlo, su importancia se ve claramente en los pacientes que lo pierden: son incapaces de controlar su cuerpo. Les cuesta mantenerse en pie, fallan al realizar cualquier tipo de movimiento, agarre, y para compensarlo tienen que concentrarse en cada movimiento, ver la parte del cuerpo que están moviendo: así consiguen con la vista compensar esta pérdida, pero a oscuras o si no están mirando, no pueden hacer nada. Tienen que estar todo el rato controlar conscientemente la postura del cuerpo, o la voz también les cambia porque está controlada por la propiocepción, por todas estas sensaciones que tenemos cuando hablamos (esto viene bien para que la voz no cambie mucho incluso cuando no nos podemos escuchar bien).

Así que gracias a la propiocepción, que es uno de los sentidos que tenemos, somos capaces de sentir y controlar nuestro cuerpo con precisión.

Sobre Neurocosas:

Dirigido y presentado por Pablo Barrecheguren (@pjbarrecheguren), Neurocosas es un proyecto de divulgación científica hecho por Big Van, Científicos sobre ruedas (http://www.bigvanscience.com/index.html) y Muy Interesante (http://www.muyinteresante.es/) realizado con la ayuda de la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología (FECYT, https://www.fecyt.es/).


3 Comentarios

Participa Suscríbete

Jorge Ferrer GarcíaJorge Ferrer García

Me gustaría saber el origen del término “propiocepción”, supongo que será una traducción de algún término anglosajón como “selfception” o similar, pero prefiero preguntar.

Yo conocía el concepto desde hace tiempo con el término “cenestesia” (que acabo de descubrir aparece en el diccionario de la RAE). No sé si son términos análogos. Pero si lo son, ¿por qué utilizar un neologismo en lugar de una palabra (uno de esos latinismos olvidados y abandonados) que ya tenemos?

Pablo BarrechegurenPablo Barrecheguren

Hola Jorge:
Es una pregunta muy interesante lo del origen del término. Aunque no conozco de dónde viene exactamente el término me gustaría hablar un poco de porque utilizamos conceptos del anglosajón teniendo palabras propias. Creo que en muchos casos es porque al documentarnos utilizamos como fuentes textos en inglés y claro, a la hora de traducir si encuentras una versión asentada en la comunidad científica que está castellanizada de la versión anglosajona, pues resulta más sencillo traducirlo de este modo que utilizar una palabra completamente distinta y tener que comprobar que si exactamente se refiere al mismo concepto que has estado leyendo en inglés. Un saludo, Pablo.

JesúsJesús

Hola Jorge,

Según la RAE viene de la palabra inglesa “proprioception”

Creo que su significado se asemeja más al de “cinestesia” que al de “cenestesia”

Saludos

Deja un comentario

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio
Obligatorio

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>